La presidenta de la Convención Constitucional, Elisa Loncón, explicó su postura tras ser criticada por no condenar la violencia en la Macrozona Sur. Aseguró que es el Gobierno el que tiene la responsabilidad “política, ética, histórica y moral”, para resolver los problemas.

En tanto, familiares de detenidos desaparecidos y ejecutados políticos llegaron al exCongreso en Santiago para insistir en la salida de Jorge Arancibia de la comisión de Derechos Humanos.

Acusan que su presencia -al ser exdecán de Augusto Pinochet- es una forma de buscar “más impunidad” en el país. Las vías para inhabilitarlo están siendo estudiadas.

“No soy Gobierno”. Con esas palabras la presidenta de la Convención Elisa Loncón habló nuevamente sobre la situación en la Macrozona Sur.

Pero fue a medios internacionales; y justamente a un día después de sus declaraciones a El Mercurio, en donde aseguró no tener el estándar de Mandela para pedir que bajen las armas.

Loncón sostuvo que “en La Araucanía el conflicto aumenta porque los pueblos indígenas no son parte de la solución (…) La violencia en el Wallmapu —territorio mapuche — es estructural, y mi llamado a detener la violencia es terminar con esa estructura de violencia”.

Más temprano el Gobierno había reaccionado a los dichos de la autoridad, quien fue reprochada por ministros de Estado, el vocero Jaime Bellolio y el titular de la Segpres, Juan José Ossa.

Desde la izquierda defendieron a Loncón. Por ejemplo, el coordinador de la comisión de Ética, Marcos Barraza (del PC) culpó al Gobierno en relación a las violaciones a los derechos humanos.

En Vamos por Chile abrieron el debate si llevar o no a la comisión de Ética el caso. Sin embargo, aún no hay un reglamento permanente en esa materia, por lo que, para algunos, no tiene mucho sentido.

Es por ello que los convencionales que son parte de esta comisión y que pertenecen a la centroderecha, firmaron una solicitud de declaración para evitar este tipo de dichos y avanzar en la imparcialidad por parte de la mesa directiva.

Entre los puntos, el documento de tres páginas detalla declaraciones a la prensa, no solo respecto a la Macrozona Sur, sino que también sobre otro tipo de dichos emitidos por Loncón y Bassa, desde el puno de vista más político, explicó Katherine Montealegre de la UDI.

Loncón no quiso hablar con los medios nacionales el domingo. En tanto, se espera que el tema nuevamente sea abordado en pleno y en comisiones.

Piden salida de Arancibia de comisión de DDHH

Esta jornada llegaron hasta el exCongreso los familiares de detenidos desaparecidos y ejecutados políticos para reunirse con constituyentes de la Lista del Pueblo, los que insisten en la salida Jorge Arancibia, pro UDI, de la Comisión de Derechos Humanos.

Al respecto, Alicia Lira, presidenta de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos, indicó que la presencia de Arancibia en dicha comisión es una forma de perpetuar la impunidad.

La convencional de la Lista del Pueblo, María Rivera, señaló que están buscando las vías para inhabilitar a Arancibia de esta instancia.

Se espera que este tema sea abordado el martes en la comisión de Derechos Humanos de la Convención, incluso algunos pedían que se analice en el pleno.