La Multigremial Nacional, y los comerciantes de las llamadas “zonas de cero”, calificaron como “un puñetazo en la cara” el proyecto de Ley de Indulto, que busca liberar a los llamados presos políticos de la revuelta social.

En la oposición pidieron una mesa de verdad que ayude a las víctimas y también a los presos, mientras que desde el oficialismo insistieron en que no hay prisión política en el país, pero llamaron a investigar posibles abusos en casos puntuales.

Distinta es la imagen que se vio en la Comisión de Constitución del Senado, comparada con la sesión de ayer miércoles. En la ocasión se escuchaban los testimonios de las madres de Plaza Colón y de organizaciones que buscan la libertad de los denominados presos políticos de la revuelta social.

Sin embargo, durante este jueves se escucharon a las organizaciones que han sido víctimas de las situaciones de destrozos de negocios y agresiones físicas, en las llamadas “zonas cero” en la región Metropolitana, pero también en las demás regiones.

El director ejecutivo de la Multigremial Nacional, Álvaro Izquierdo, habló de la reparación y la falta de indemnización para las personas que perdieron sus trabajos y que tuvieron un impacto psicológico a raíz de lo vivido en octubre y noviembre del año 2019. Señaló además, que un proyecto de estas características es un puñetazo en la cara para ellos.

Si bien aún no está claro lo que va a pasar en términos de votos en la Comisión de Constitución del Senado, si se empieza a vislumbrar una tendencia en donde siguen muy instaladas las dudas respecto a este proyecto, en atención a exactamente a quien beneficia y si efectivamente se va a garantizar un trato justo para las personas que acusan un trato desigual por parte de la justicia, como para los comerciantes que sufrieron daños y pérdidas.

El senador Francisco Huenchumilla, de la Democracia Cristiana, hizo eco del discurso de la cuenta pública de la presidenta del Senado, Yasna Provoste, -que recordamos- habló de una mesa de verdad y justicia, y que repare daños a víctimas como a personas que mantienen detenidas.

La senadora Luz Ebersperger, de la UDI y representante del oficialismo en esta mesa, señaló que en Chile no hay presos políticos ni detenidos por sus ideas, sino que por actos delictuales. Pero si reconoció que si hubo un ensañamiento en el Poder Judicial en contra de los “presos del estallido”, se deben investigar los casos puntuales.

Según información que maneja Radio Bío Bío, desde el Senado indican que es innegable el clima de presión social. Ya que hubieron manifestaciones durante esta mañana en la región Metropolitana y también en Valparaíso.

Es por eso que se esperan resultados pronto, y que se legisle con prisa este proyecto. Pedro Araya, independiente que pertenece al comité del PPD y quien preside la Comisión de Constitución, realizó un anuncio y aseguró que la próxima semana habrán abogados constitucionalistas que hablen a favor y en contra de este proyecto, y posteriormente se va a votar.

La discusión sobre cuales son las condiciones del Sistema Judicial en pleno para definir cuales serían las personas que podrían ser potencialmente beneficiadas por esta Ley de Indulto, está instalada.

 

 

Fuente: biobiochile.cl