El Gobierno incorporó estas ayudas en su proyecto de incentivos tributarios para la reactivación económica y del empleo, que fue aprobado por el Congreso.

El ministro Ignacio Briones lo celebró como una “buena noticia” y agradeció la labor de los parlamentarios.

El Senado despachó a ley este martes el proyecto del Gobierno que establece beneficios tributarios para la reactivación económica y del empleo, que se enmarca en el Acuerdo para un Plan de Emergencia, en el que también fue incluido el apoyo económico para taxistas y transportistas escolares, que el Ejecutivo acordó la semana pasada con los gremios de ese sector.

La Cámara Baja aprobó hoy el informe el informe de la comisión mixta a la que fue la iniciativa, y los senadores debatieron esta misma tarde el texto, en su último trámite.

Primero, la Cámara Alta visó -con 34 votos a favor- la propuesta que reduce la tasa del Impuesto de Primera Categoría para las Pymes del 25% al 10% e incorpora la depreciación instantánea del 100% por todo el 2020, además de extender por el 2021 el pago del IVA a 90 días y posterga la entrada en vigencia de la boleta electrónica hasta el 1 de enero de 2021.

Luego analizó el bono de 350.000 pesos y el préstamo blando de emergencia exclusivo de 320.500 pesos –que se podrá solicitar por hasta tres veces- para los trabajadores del transporte remunerado de pasajeros, que el Gobierno incorporó al mismo proyecto tributario durante su paso por la comisión mixta.

Los senadores también aprobaron dichos beneficios al que podrán acceder los conductores de taxis básicos, taxis colectivos, transporte escolar y transporte público urbano y rural de regiones, y que había acordado la semana pasada el Ejecutivo con los gremios de la Conttramen, la Conatacoch y la Confenatach.

De esta forma, el proyecto, con ambos puntos, finalizó su tramitación en el Congreso y quedó en condiciones de convertirse en ley.

El ministro de Hacienda, Ignacio Briones, celebró la “buena noticia” que significa la aprobación de la iniciativa y agradeció el debate que llevaron los parlamentarios.

“Me parece que por vez primera tenemos un acuerdo donde no sólo vamos en apoyo de los propietarios de los vehículos, sino que además estamos yendo en apoyo de los choferes o los conductores de esos vehículos. No sólo incluye a los taxis básicos y también a los colectivos, sino que el transporte escolar, a los buses rurales y urbanos”, destacó el secretario de Estado.

“Somos capaces de alcanzar acuerdo en materia económica, eso le hace bien a Chile”

Sobre los otros beneficios, el senador UDI Juan Antonio Coloma indicó que “todos los problemas no se resuelven ahora, pero éste es un paso muy grande para empezar a reactivar Chile, para empezar a tener esperanza, porque hasta ahora básicamente estamos sufriendo la pandemia y estamos tratando de transferir recursos a las personas afectadas, pero hay que tratar de reactivar la economía”.

“Esto va a la vena; posteriormente veremos a través de distintas medidas para reactivar el empleo. Ha habido momentos difíciles, pero esto da un poquito más de esperanza de que somos capaces de alcanzar un acuerdo en materia económica pensando en las pymes y pensando en la inversión. Eso le hace bien a Chile“, valoró.

A su vez, el presidente de la Comisión de Hacienda del Senado, Jorge Pizarro (DC), también destacó que “lo que hemos logrado en este proyecto es constituir en la ley una mesa permanente de trabajo con la pequeña empresa y el Ejecutivo, donde se vean los temas de acceso al crédito, el fortalecimiento mayor del Fogape, donde se vean temas tributarios, donde se vean temas que tienen que ver con patentes, que tiene que ver con facilitar la posibilidad de que las pymes sigan desarrollándose y puedan ayudar a generar empleo”.

La ley tendrá un costo fiscal de 100 millones de dólares en incentivos tributarios.

 

Fuente: cooperativa.cl